miércoles, 1 de agosto de 2012

Reseña El caballero oscuro: La leyenda renace

¡El fuego renace!

El caballero oscuro: La leyenda renace...gracias Nolan.





Director: Christopher Nolan.
Intérpretes: Christian Bale, Tom Hardy, Michael Caine, Anne Hathaway, Joseph Gordon-Levitt, Gary Oldman, Marion Cotillard.
Año: 2012.
Duración: 165 min.
Género: Acción, aventuras, cómic, ciencia-ficción.

Sinopsis: Han pasado ocho años desde que Bruce Wayne (Christian Bale) guardó la máscara y la capa tras la muerte de Harvey Dent y de su amor Rachel. Ahora la ciudad se cierne de nuevo en el caos y la oscuridad después de que Bane (Tom Hardy) decida destrozar la ciudad de Ghotam. Batman tiene que volver, y Bruce lo sabe.


Aunque la reseña la publique hoy, está claro que fui a ver tal maravilla y final de una saga legendaria el día de su estreno estreno. Cuatro años hemos esperado a que la ambiciosa última parte de la trilogía de Nolan sobre el hombre murciélago fuese vista por nuestros deseosos ojos, y aunque profeso gran cariño a El caballero oscuro y adoro Batman Begins, El caballero oscuro: La leyenda renace pone punto y final a lo grande a un conjunto de películas que si por separado son espectaculares y exquisitas, juntas son la perfección.


En materia de dirección, Christopher Nolan nunca decepciona, visto que es uno de los mejores directores que se ha sentado en la silla de detrás de las cámaras. Sus planos, ya sean enormes panorámicas y grandes explosiones o pequeños detalles como un símbolo de Batman a tiza, son impresionantes. Sabe dejarnos con la boca abierta con cualquier cosa, con una escena de acción o con el más puro y doloroso de los sufrimientos. Nos deja expectantes o aturdidos sin saber qué pensar en cualquier momento (y más en el final). Con esta película Nolan se consagra como uno de los directores más grandes, originales (además de mentirosos, aunque eso podría quedar como que es un tío super inteligente y que sabe cómo jugar sus cartas) e impresionantes de la historia del cine. El diseño de vestuario es sublime, sobretodo la manera de plasmar a Bane (no habría pegado un Bane con máscara de lucha libre y camiseta de tirantes negra ajustada) y la de Catwoman, traje negro super ceñido con unos taconazos tan peligrosos como las uñas de un gato. No olvidemos los batjuquetitos de Batman, porque tiene un nuevo BAT que es impresionante...alucinante. Hans Zimmer vuelve al ruedo creando una banda sonora tan épica como la película, a la altura de las anteriores entregas...DE SHAT, BAH SAH RAH BAH SAH RAH. RENACE. Hasta las escenas sin música de fondo están llenas de musicalidad. Porque el silencio también es música. El perfecto enlace que hace Nolan entre esta tercera entrega y el argumento de Batman Begins pasando por El caballero oscuro es muy inteligente y elegante.


No sólo para Christopher Nolan es una despedida. Christian Bale tamién le dice adiós a un personaje al que ha tomado mucho cariño, al igual que nosotros, y gracias al cual nos ha aportado unas interpretaciones llenas de miedo, esperanza, dolor, desilusión, venganza, amor, poder...renacer. Aún más que en Batman Begins, Bruce Wayne tiene un cambio físico impresionante y brutal, mucho más duro, pero el psicológico es realmente cruel. El dolor le trastoca la mente y debe hacerse más fuerte pensando en ello. Cual fénix, Batman renace de las cenizas y vuelve a nosotros para salvarnos de nuestro pozo oscuro teñido de horror y desesperanza.

A pesar de los continuos problemas que dio durante el rodaje, Anne Hathaway se alza como una hermosa y magnífica Catwoman. No sólo Hathaway es buena actriz, sino que Selina, para sobrevivir en Gotham City, debe saber manejar a sus adversarios no sólo con la fuerza física y la agilidad, sino también con la mente y las palabras, y hay una escena increíble en el bar en la que Anne Hathaway nos deja petrificados y todos a coro decimos ''Gracias Nolan por elegirla''.


No se puede comparar el inigualable trabajo de Heath Ledger como Joker con el intenso trabajo físico de Tom Hardy. Son muy distintos. Tom Hardy no defrauda tampoco como villano. Mientras que el Joker era terror a partir de grandes explosiones de vez en cuando y su característico humor, Bane con sólo partirte la espalda ya le tendrás pavor. No es un torturador de cuerpos. Es un torturador de almas. Hará todo lo necesario por mantenerte en la línea que separa la vida de la muerte para que veas todo el sufrimiento que asolará tu mundo, hasta que él te de permiso para morir. Bane es el señor de la destrucción, el apocalipsis, la fatalidad y el horror, el poder y la autoridad. Tom Hardy, a pesar de tener una máscara que tapa la  mayor parte de su cara, es capaz de demostrar hasta la más pequeña emoción. Con sus ojos puede mostrarte serenidad, poder y hasta el mayor de los miedos. Bravo.

Le toca el turno a Joseph Gordon-Levitt, ese chico capaz de engrandecer el más secundario de los papeles. En aspectos físicos, ver a Joseph es ver a Heath Ledger, ya que son como dos gotas de agua. Me era inevitable no pensar en él, aunque el papel que ejerce Joseph Gordon-Levitt es completamente diferente. El agente Blake hace un gran servicio a Gotham, llegando a ser ascendido por su perseverancia y dedicación a inspector. Es una gran ayuda para Batman y el comisario Gordon. Deja ver que puede no darse por vencido hasta llegar al fin del asunto y ser un líder nato. Joseph Gordon-Levitt ha hecho un gran trabajo, ya que no es personaje secundario cualquiera, sino que tiene un papel de auténtico protagonista y lo aborda a la perfección.


No hay que olvidar a Michael Caine, con quien he sufrido y llorado mucho por su papel aún más fraternal hacia Bruce Wayne; Morgan Freeman ha estado repleto de puntazos cómicos que no venían nada mal; y Gary Oldman, el gran Gary Oldman que aquí se muestra como una persona que cae en la desgracia y no levanta cabeza hasta que Batman renace y el comisario vuelve a asumir su papel de líder. Tampoco podemos olvidar a muchos otros actores de los que no tenía ni idea que iba a ver y cuya aparición ha sido muy bien recibida por mi persona. Algunos porque se los conozco por el comic y están ahí aunque no tengan mucha relevancia en la historia, pero había otros que me han causado una gran sorpresa porque en ningún momento habría imaginado que los vería en la película. Lo mejor de ver una película que esperar con muchas ganas es no leerte nunca el reparto al completo. Una historia real.


No lo olvides: Batman, Bane, Catwoman, Gordon, Alfred, Fox, Blake, Miranda...los bats, la acción, la emoción, las explosiones, los diálogos, los planos, la música...Nolan.
Olvídalo: ¿En serio? Nada.

En conclusión: Nolan sabe cómo bajar el telón y que los aplausos se hagan realmente sonoros tras 2 horas y 45 minutos de pura perfección. Gracias, Christopher Nolan. De las películas más grandes, ambiciosas e inolvidables que he visto. Todos desempeñan su papel por pequeño que sea. Batman se despide de la mejor manera y por la puerta grande.

NOTA: 10/10


1 comentario:

Lluís Hoffman dijo...

Pues yo quedé un poco decepcionado con varios aspectos, en general errores tontos. Sí, son tontos pero uno detrás de otro se acumulan y...

Eso sí, la película es de las mejores que he visto, y sus 2 horas y 45 minutos son de lo más disfrutable que me ha dado el cine.

http://laopiniondlluis.blogspot.com.es/2012/07/critica-el-caballero-oscuro-la-leyenda.html